miércoles, 22 de agosto de 2007

Dibujos a tamaño real hechos con puntos de luz


Cuando se unen disciplinas como el arte, la arquitectura el diseño y la decoración pueden surgir proyectos tan interesantes como los dos que he visto en Designboom.

El primero es el desarrollado por Hernando Barragán y Andrés Aitken, diseñadores que investigan con la interacción de objetos físicos con su entornomediante el software.


Mes-etoiles es una pared con la apariencia de una superficie lisa, pero cuando alguien se mueve a su alrededor se encienden miles de puntos luminosos. En ese momento la superficie se convierte en un lienzo donde se ha sustituido la pintura por luz y el pincel es el propio cuerpo.

El acabado es entre pixelado y floreado lo que le da un aspecto de baja resolución que tiene mucho encanto. Muy interesante para utilizar en interiorismo. Me imagino el efecto de un montón de gente bailando junto a esta paredes.


También es muy apropiado para publicidad exterior, donde con tu interacción se van desvelando los mensajes ocultos. Además puede ser utilizado en arquitectura, sobre todo ahora que se han puesto tan de moda, las fachadas luminosas que van cambiando de aspecto mediante programas de ordenador.

Para que os hagáis bien a la idea, mejor ver el vídeo.


El segundo proyecto, Aperture, tiene unas características similares al anterior pues se trata también de una instalación interactiva para fachadas, diseñada por Frédéric Eyl y Gunnar Green para la universidad de Arte de Berlín.

El mecanismo es tan simple como el del diafragma de una máquina de fotos tradicional que se abre más o menos según sea el estimulo luminoso que le llega.


En este caso la pared se ha llenado de estos pequeños diafragmas que atraviesan la pared, de manera que, el estímulo que les llega de un lado de ella se transmite al otro mediante la apertura en mayor o menor medida de estos diafragmas, lo que estéticamente produce la sensación de que el muro es casi transparente, por muy sólido que sea en realidad, y que lo que pasa en uno de sus lados ve por el otro.

Las siluetas de los que se reflejan es esta pared, se simplifican en un tramado, similar al de las fotos muy ampliadas, en las que los puntos de fotomecánica ampliado excesivamente adquieren gran protagonismo.


Aquí podéis ver también el video.

Dos casos muy buenos de cómo técnica y creatividad se complementan a las mil maravillas para producir la interacción entre personas y cosas de una manera lúdica y a la vez artística.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada